El polen de abeja, más que un alimento

Les comparto las propiedades de este maravilloso complemento reconstituyente y energizante. Ideal para recuperar y mantener nuestra energía.

El polen….

  • Nutre y aumenta la actividad enzimática. Rico en enzimas: diastasa, amilasa, catalasa, diaforasa, dihidrogenasa láctica, pectasa, fosfatasa.
  • Contiene vitaminas A, D, E, B1, C, K, colina y rutina
  • Rico en minerales y oligoelementos: sodio, potasio, magnesio, calcio, aluminio, hierro, cobre, cinc, manganeso, plomo, sílice, fósforo, cloro y azufre. Esta combinación no se encuentra en ningún otro alimento natural o suplemento preparado, hacen de él una fórmula óptima para reconstruir toda clase de tejidos, debido a su alto valor nutritivo
  • Equilibra el pH de la sangre y aumenta la hemoglobina, por lo que es un buen regenerador sanguíneo.
  • El conjunto de sus elementos interfiere y facilita procesos fisiológicos relacionados con una acción antimicrobiana
  • Fácilmente asimilable, apenas necesita digestión, y pasa casi directamente al torrente sanguíneo

Como consumirlo?

  • Una cucharadita en ayunas
  • Integralo a tu desayuno favorito!
  • Como parte de jugos, licuados o incluso ensaladas!

Puede interesarte

Que te pareció?